Publicado el Deja un comentario

SELLA Y SELLA

Uno de mis materiales favoritos en todo este mundo son LOS SELLOS: son nobles, duraderos, reutilizables, fáciles de aplicar.

Hay 3 cosas que uso en mi bullet journal a diario: washi tapes, brush pens para lettering y sellos.También los uso para hacer tarjetas y para decorar correro bonito. Lo curioso es que los sellos fueron creados para scrapbooking. Sin embargo son poco usados en los álbumes de scrap y mucho más utilizados en tarjetas, mix media, agendas, planners y bullet.


Así que hoy te cuento sobre ellos y te recuerdo que en mi cuenta @bnbujoandlettering en las stories destacadas “empezando” tienes toda una explicación sobre sellos ideal si eres principiante.


Antes que nada hay dos grandes categorìas de sellos:
-los de goma o caucho. Pueden tener su “agarre” de madera o acrílico pero la parte que sella es de goma. Son sellos que duran de por vida, muy fuertes y suelen ser más caros. Me encantan especialmente los de madera y los que tienen terminaciones imperfectas y acabados rústicos que son los que apuntan a mixed media y quedan hermosos para hacer portadas de bullet journal o para decorar cualquier rincón  de tu libreta.

-los sellos de “silicona” (polipropileno). Son los sellos que más vemos en el mundo del scrap. Tienen una alta definición de sellado. En general vienen en “planchas” como si fueran stickers, pero cada uno es un sello independiente. Estos sellos se pueden estampar en conjunto o en forma individual. Hay algunos que forman un solo sello, grande, con un patrón establecido y son de mis preferidos.

Los sellos de silicona deben ser colocados en alguna superficie apta para que la silicona se pegue: puede ser desde un trozo de plástico que puedas tener en casa, una tapa de metal, etc. Pero hay bases de acrílico o metacrilato específicas para ellos y son muy económicas. Las consiguen aquí mismo en Origami y las hay de diferentes tamaños.

Los sellos, cualquiera de ellos, son reutilizables. Se utilizan, se limpian y se volverán a usar de vida si los mantienes en buen estado.

Este tipo de coronas como las que te muestro en la foto, son ideales para lo que son bujo, agendas y planners y estan disponibles en la tienda on line.

Tips para tus sellos:

1) mantenerlos guardados en un lugar apropiado, que no estén expuestos al calor o sol directo ni a la humedad extrema. Esto aplica para tus papeles, tintas y casi cualquier material de arte.

2) Cada vez que los utilices, limpialos. No lo dejes para mañana. Mañana nunca llega y si quedan sucios van perdiendo su nitidez y su poder de pegado a la placa de metacrilato. Si bien hay limpiadores de sellos (Stamp Cleaner), lo mejor es agua tibia y en casos extremos jabón neutro. Una vez entintes y termines de usar el sello, pasa una franela o trapito viejo de los que no desprenden pelusa, idealmente mojado en agua tibia. Las toallas de bebe sirven como alternativa siempre que sean de una marca buena. Las más económicas suelen desprender un aceite dudoso y dejar partículas de pelusa blanca.Cada tanto puedes tomar tus sellos de acrílico y colocarlos en agua tibia y un poco de jabón neutro para eliminar impurezas.

3) Una vez los limpies déjalos secar muy bien antes de volver a colocarlos en su envase original. Personalmente siempre dejo los plásticos originales en los que vienen guardados y luego los coloco en fundas de plástico para tenerlos ordenados, etiquetados o categorizados por nombre, marca o rubro.
En las fotos te muestro muchos usos que les pueden dar a tus sellos en tu bullet, agenda o planner. Desde portadas enteras completas con sellos, hacer un patrón de sellos con un mismo color o con diferentes colores de manera de crear tu propio “papel” o diseño o haciendo un portada con sellos y embossing como muestra la foto del mes de Agosto. Los sellos son ideales para la técnica de embossing en caliente que sirve para todo, muy especialmente para decorar pequeñas superficies en tarjetas y en tu bullet.


También los uso al escribir mi metas, en mis semanas vistas, en todo lados!! Sirven para decorar, sirven de recordatorio para cosas importantes y hay frases alentadoras para cuando no te das maña con el lettering.
Hablando específicamente de bullet o agendas te recomiendo los sellos pensados específicamente para este fin: sellos con los días de la semana, o con los meses, con números, alfabetos, etc, También son ideales los sellos con doodles o dibujos pequeños, los de frases inspiradoras y cortas. Todo sello pequeño  sirve para tapar un “hueco” en tu bullet o para disimular un error. Un sello grande como el que te muestro en este ejemplo de “girl power” puede servir para hacer una portada entera del inicio de tu mes.

En algunos casos hasta puedes hacer pequeños proyectos de mix media un un mini layout con sellos y una foto, en tu bullet.


Las tintas son un mundo aparte y hay miles: las tintas dye o de pigemento, las permanentes, las distress. Todas son utilizables y todas tienen su ventaja. Para comenzar te recomiendo una dye porque se seca mucho más rápido. Empieza por colores basicos. Luego puedes ampliar tu espectro a los miles de colores que hay hoy en dìa para sellar. Si tu sello de silicona queda “manchado” o teñido de un color, no te preocupes porque siempre que lo limpies una vez finalizado su uso, esto no generará problemas en tu próximo sellado. Las tintas permanentes o de solventes suelen dejar impregnado su color, pero si luego de usar el sello lo limpias correctamente podrás el día de mañana sellar con otro color sin ningún problema.


Te invito a darte una vuelta por este mundo hermoso de los sellos.En mi cuenta de instagram siempre tienes información sobre decoración y portadas de bullet con tus de sellos y con embossing.


Ahora…. a crear!
Hasta la próxima

Bettina

Publicado el Deja un comentario

Tarjeta con obturador con la colección “Go the scenic route”

¡Hola a todos! Por aquí nuevamente Silvana de Casa Magnolia. En esta ocasión les traigo una tarjeta cuya estructura ya tiene unos años dando vueltas, pero que no deja de ser divertida y diferente. Por afuera, tiene una banda como cierre y por adentro el mensaje queda oculto y aparece cuando la abrimos, como una especie de telón que se descorre o el obturador de una cámara. Amo hacer tarjetas interactivas, creo que le dan ese plus de interés y genialidad que hacen que el destinatario diga ¡Wowww! Y a pesar de que llevan un poquito de trabajo, el resultado vale la pena.

Primero que nada quiero hacer varias advertencias. Por un lado, las medidas para realizar la tarjeta estarán en pulgadas. El resultado final es una tarjeta A7 o 5” x 7”.  Por otro lado, decirles como siempre, que esto es una guía pero que cada uno la modificará a su gusto. Yo utilicé papeles de la última colección de Paige Evans “Go the scenic route” pero tintas, sellos y troqueles siempre son bienvenidos. Lo que quería mostrar con esta tarjeta es que solo con papeles podemos hacer tarjetas. Solo hay que dedicarse un poquito a cortar. (Hablando de papeles… ¿vieron lo que es esa colección? Divina, colorida y versátil. La amé profundamente.)

¿Nos ponemos manos a la obra?

MATERIALES

Colección “Go the scenic route” de Paige Evans

INSTRUCCIONES

  1. Para realizar la base de la tarjeta cortamos una cartulina blanca a 10” x 7” de alto.
  2. Por el lado de 10”, hacemos dos pliegues: uno a 2 ½” y otro a 7 1/2”. Doblamos, marcando bien con ayuda de la plegadera. Así obtenemos una tarjeta con estructura de portón.
  3. Con la otra cartulina, cortamos una tira de 8” x 3 1/2”. Por el lado de 8” plegamos a ½” desde cada extremo.  Llamaré a esta TIRA INTERIOR.
  4. Decidir el orden de los papeles decorados: los que irán en la parte de afuera, los que irán adentro y los que servirán como las “cortinas” que cierran y abren dejando ver el mensaje por dentro. Cortamos de la siguiente manera:

PARA AFUERA: 2 tiras de 2 ¼” de ancho x 6 ¾ de alto

PARA EL INTERIOR: 2 tiras de 2 ¼” de ancho x 6 ¾ de alto

                                   1 rectángulo de 4 ¾“ de ancho por 6 ¾ de alto (leer “observaciones”)

PARA CUBRIR LA TIRA INTERIOR: 1 rectángulo de 3 ¼ de ancho por 6 ¾ de alto

PARA LAS “CORTINAS”: 2 rectángulos de 3 ½ de alto por 3 ¾ de largo

(Nota: aquí se pueden cortar tiras blancas y pintarlas con tintas distress o similar.)

OBSERVACIONES: en el interior se puede jugar con los estampados y ver qué partes llevan papel decorado y cuáles no. En mi caso, el fondo de la tarjeta no tiene papel decorado, lo dejé en blanco. Si decides ponerle papel decorado, debes ver qué papel pondrás encima a la “tira interior”. Tienes varias opciones: o lo dejas blanco, o le pones el mismo diseño que el fondo y los costados o le pones un papel de color liso en un tono que combine con los demás.

5. Es momento de empezar a pegar los papeles decorados. Pega todos los del interior (si decidiste dejar el fondo blanco no hay problema). Pega los de las solapas en el exterior también.

TIP: aquí puedes usar tu máquina de coser para darles un toque diferente.

6. Trabajaremos con la “tira interior”. Debemos troquelar la ventana circular por donde se verá nuestro mensaje escondido. Hay que decidir en qué lugar se hará; si al medio o en la parte superior de la tira. Esto dependerá de la decoración. Por ejemplo, si usamos sellos, tal vez es conveniente troquelar la ventana más hacia la parte superior así en la parte inferior se pueden colocar los sellos recortados creando una escena. Al gusto del consumidor jajaja

7. Troquelar el círculo cuidando que quede centrado en la tira.

Troqueles circulares con efecto pespunte

8. Prestar atención en este punto, que es cuando trabajamos con el mensaje oculto. Aquí depende de si dejamos el fondo blanco o con estampado. Si el fondo es estampado, el mensaje deberá tener fondo blanco, por lo que cortaremos un cuadrado de 3 ¼ de lado en el que sellaremos el mensaje. Si no usamos un sello podemos usar algún recortable que venga con la colección (como lo hice yo, que recorté el globo de la lámina de recortables). No recomiendo usar un diecut porque las cortinas se enganchan en él. (Es lo que pasa un poco en mi tarjeta, al principio creí que podría poner toda la tarjetita del globo con el borde azul que venía, pero lo que se veía en la ventana no me gustó, entonces terminé recortando el globo)

Si el fondo es blanco, podremos sellar directamente sobre él o colocar un mensaje que tenga fondo decorado (siempre en un cuadrado de 3 ¼ de lado).

TIP: Aquí deben trabajar con la tira interior, colocando el cuadrado en el que va el sello por debajo del círculo para ver que quede centrado el sellado.

9. Pegar la “tira interior” ya troquelada solo por la pestaña superior, cuidando de que quede centrada en la hoja y alineada con el margen superior. Tomamos el cuadrado de papel que tiene el mensaje oculto (si corresponde) y lo colocamos por debajo del círculo cuidando de que el mensaje esté bien centrado. Podemos usar un poquito de washi para sostenerlo en el lugar. Colocamos pegamento (cinta de doble cara o tacky) en el cuadrado, y sosteniéndolo en su lugar junto con la tira interior, bajamos hasta que se pegue con la parte de atrás de la tarjeta en su lugar. Pasamos la plegadera para que quede bien adherido.

Pegar la solapa inferior de la tira interior.

10. Trabajaremos ahora con las cortinas. Teníamos dos piezas de 3 1/2 por 3 3/4. Por el lado de tres cuartos hacer un pliegue a ½”. Colocar cinta de doble cara en esas pestañas por el lado estampado.

11. Por el lado de 3 ½ que no tiene el pliegue, buscaremos el medio, que es 1 3/4, y con ayuda de regla T o escuadra, marcamos desde ese punto hacia el centro a 1 ½. Repetimos en la otra cortina.

12. Cortar desde los vértices hacia ese punto que marcamos. Obtendremos una especie de banderín.

13. Enfrentar los dos banderines de manera que uno quede con el pliegue hacia la derecha y el otro hacia la izquierda. Encastrarlos hasta que los vértices interiores se toquen haciendo que quede las partes superiores e inferiores queden alineadas.

14. Con mucho cuidado para que no se nos muevan de lugar las cortinas (podemos pegar con un poquito de washi en el centro que luego retiraremos) las deslizamos por debajo de la tira interior por donde está el círculo troquelado. Los pliegues de las pestañas deberán estar alineados con la tira interior. Y trataremos de que el punto de unión de las cortinas quede en el centro del círculo.

15. Cuando nos aseguramos de que están posicionadas correctamente, sostenemos en su lugar con un mano y con la otra retiramos la protección de las cintas de doble cara y cerramos las solapas de la tarjeta así quedan pegadas en su lugar. Apretamos para que se fijen bien. ¡CUIDADO! Si habías sostenido juntas las cortinas con washi no te olvides de sacarlas.

Enfrentamos los “banderines”
Los encastramos
Los llevamos por debajo del círculo.

16. ¡Tadánnn! Cuando abrimos la tarjeta el mecanismo debería funcionar. Si no quedaron bien pegadas las cortinas, ayudamos con la plegadera.

17. Es momento de preparar el cierre. Con la cartulina blanca restante cortar una tira de 1 ¾ de ancho por 10 de largo.

18. Hacer pliegues a 2 3/8 y 2 ½ y 7 3/8 y 7 1/2. Plegar con cuidado. Esta es la banda que funciona como cierre. En las pestañas que quedan hacia adelante, colocar papel decorado igual al que se usó en la parte exterior de la tarjeta.

 19. Cortar un círculo de 3” de diámetro. Sosteniendo la banda alrededor de la tarjeta. Colocar el círculo y pegarlo sobre las partes que quedan hacia adelante.

20. Decorar a gusto, recortando imágenes de las hojas del pad elegido o usando diecuts, o usando sellos y troqueles. Pueden poner un mensaje en el círculo y luego continuarlo adentro, ya sea en el mensaje oculto, o en la tira superior.

21. Para escribir la dedicatoria, usamos la parte de atrás de la tarjeta. Allí podemos colocar un papel decorado o de color liso de  4 ¾ por 6 ¾ y encima una base blanca de 4 ½ por 6 ½ y allí escribiremos nuestro mensaje. O si queremos, directamente sobre la parte blanca sin añadir más nada.

¿Qué les pareció? Tenemos una cantidadddddd de instrucciones, pero espero que estén claras, que es mi objetivo.

Gracias por leerme hasta aquí. Estoy segura de que van a recrear esta tarjeta con unos resultados hermosos. Como siempre, cualquier duda, estoy a las órdenes. Me buscan en Instagram por @casamagnolia_nh y  les respondo lo que necesiten.

Y lo más importante: sigan transmitiendo amor.

Los abrazo.

Sil.

Publicado el Deja un comentario

MIS 6 BASICOS PARA DECORAR TU BULLET JOURNAL, PLANNER O AGENDA

Como ya sabemos el bullet journal es un sistema o método de organización que requiere de una libreta, un bolígrafo y poco más. Sin embargo el 95% de la gente que lo utiliza lo decora: son amantes del papel, los stickers, las lapiceras de colores… en fin… ya todos sabemos de qué hablo no es cierto?


Por otra parte he notado que hay elementos como los sellos, stencils y troqueles que los veo solo en quienes hacen tarjetas y muy poco en el scrap. Que pasa con los sellos? Y con los stenciles? Yo los utilizo todo los días en mi bullet journal y planner.

Por eso hoy les traigo los 6 elementos que más uso en la decoración de mi bullet journal. Podría sumar muchos más pero estos son sin duda mis preferidos y los que nos pueden faltar a la hora de armar mi mes.


1) Stickers.

Mi bullet está repleto de stickers. Son lindos, decoran bien, dan un aire colorido y desestructurado a tu bullet agenda o planner. Se pueden conseguir desde planchas sueltas y muy económicas hasta book de stickers que si bien requieren una inversión mayor, tienen 1.200 a 1.500 stickers. Puedes comprar uno y te da para todo un año de plaficación o más.


Me gustan muy especialmente los clear stickers o stickers transparentes como el corazón que muestro en la foto. Dan un toque muy delicado y quedan muy bien colocados en papel craft.

También están los puffy sticker. Algunos son muy gorditos no tal ideales para el bullet para que no abulte mucho pero otros apenas tienen un volumen como estos de “Abril” de Lorabylora que me encantan… son apenas gorditos


2)Papeles

Todos los papeles decorados y de scrapbooking sirven. Puedes usar desde un papel escolar, una cartulina, papel craft, papel de seda, papel reciclado. Lo que tengas en casa! los uso todos. Pero si vas a invertir en papeles decorados te sugiero que lo hagas en el tamaño de 6 x 6 pulgadas o de 8 x 6 pulgadas. Como en el bullet o en las agendas trabajamos en superficies más pequeñas un block dura mucho y no es necesario invertir en un block grane. Si además ya haces manualidades o scrap no olvides guardar todos los retazos y hasta las tiritas de papel, todo sirve para decorar el bujo.


3) Sellos

Me sorprende saber que los sellos han sido creados para el scrapbooking y que se usen tan poco!!. Y no tengo idea por què porque son maravillosos sobre todo para quienes no saben dibujar o no se dan maña con el lettering. Uso todo tipo de sellos con dibujos, pinceladas, frases….  En la foto les dejo algunos de los que estoy usando.


4) Die cuts. Con cartulinas decoradas, pequeñas, en principio pensadas para scarp, layouts y cardmaking pero yo lo utilizo mucho en mi bujo y planner. Son coloridos, un paquete trae muchos, así que rinde. Me gustan especialmente los que traen pequeñas frases para pegar en el bujo y los tags o etiquetas son mi perdición.

Han comenzado ha aparecer los die cuts de vellum o papel vegetal que estan siendo de mis prereidos, super coloridos y delicados.


5) Washi Tapes

De los materiales que amo!. Mi colección de washi tape es indecente pero debo confesar que los uso todos! Muestro solo parte de los que tengo.No dudes en mezclar patrones y colores, estrellas con puntitos, flores con lisos….. si tienen sentido para ti quedarán lindos. Mezcla washi muy gruesos y normales con el wash finito, esto da un resultado super lindo. Sirven para decorar y tapar errores


6) Troqueles.

Pensados para la tarjetería, son amigos cercanos del bullet  para hacer portadas, tags, y formar de todo tipo. Para hacer los die cuts con los papeles que estés usando este mes para decorar tu libreta. Tengo muchos… últimamente estoy utilizando mucho todo los de la colección abril sobre todo el de alfabetos en mis preferidos también esta el troquel de numeros grandes de Wonderland y el sobre la colección Paper Lover de Micaela Ferrero. Junto con ellos utilizo todo el tiempo los troquel de banners, etiquetas y circulos son de mis preferidos.


Y podemos seguir sumando materiales a la lista pero…..hoy mejor paremos aca.

Aprovechen todos los materiales que tienen en casa. El mundo de las manualidades se relaciona todo con todo, de manera màgica.

Hasta muy pronto!

Bettina

Publicado el Deja un comentario

Tarjeta con efecto acuarela: “Te estábamos esperando”

¡Hola! Silvana aquí, reportándose con una nueva tarjeta. En esta ocasión, la tarjeta está pensada para un Baby shower o para recibir a un bebé. He usado esos hermosos sellos de la colección Abril de Lora Bailora que siguen super vigentes y son una ternura.

Con esta tarjeta aprenderemos una técnica con tintas Distress que me gusta mucho porque el resultado es como un efecto acuarelado. Recordemos que las tintas Distress reaccionan con el agua, lo que nos da esta hermosa posibilidad.

Peeeeero, no crean que todo el trabajo quedará ahí, sino que deberán practicar la paciencia para hacer mucho embossing en caliente también.

Para esto, lo primero que deberán saber es que necesitarán un sello de capas, como los del koala de Lora Bailora, que tienen las nubecitas y los corazones, o cualquier otro que tengan donde haya un sello liso, que se estampe toda la superficie, y el mismo sello pero solo el delineado.

Pero no se preocupen: a lo largo de las instrucciones encontrarán tips para suplir algunos de los materiales que yo utilicé.

¿Nos ponemos manos a la obra?

MATERIALES

– 1 base de tarjeta A2 (4 ½ x 5 ½)

– 1 rectángulo de papel de acuarelas de 5” x 6” (12,7cm x 15,2 cm)

– Un cuadrado de acetato de 8×8 cm aprox.

– Sellos de Lora Bailora “Pequeño Milagro”

– Sellos de Lora Bailora “Siempre sale el sol”

– Tintas Distress o Distress oxide en dos colores de la misma gama: uno más oscuro y otro más claro

– Tinta de pigmento negra

Polvos de embossing transparente y de color similar a las tintas elegidas En este caso, usé el polvo de embossing color Bluebell de Sizzix

– Troquel o punch redondo de 2.5”

Glossy accents

– Pegamento: cinta de doble cara, común y con goma, y tacky glue

– Hilo twine de dos colores

– Almohadilla antiestástica

plegadora y bone folder

– base acrílica para sellos

– atomizador de agua

– pistola de calor

INSTRUCCIONES

1 – Lo primero que haremos será el fondo con el sello de capas elegido sobre el papel de acuarelas. Haremos un patrón sobre el papel, sellando siempre de la siguiente manera: colocamos el sello base sobre el acrílico (o base de estampar si tenemos) y colocamos las dos tintas Distress, una hacia la derecha y la otra a la izquierda, o poniendo sobre el sello primero la más clara y después unos toquecitos con la más oscura… (Podrán ver el vídeo de cómo lo hice yo en Instagram) Luego, rociamos agua con el atomizador sobre la tinta y estampamos. El agua moverá las tintas, las mezclará y hará que no quede la forma definida, y así se creará ese efecto acuarelado que buscamos.

Repetimos hasta completar la hoja.

TIP: si no contamos con tintas Distress, se puede hacer con marcadores acuarelables como los Tombow o los Karin Markers. Simplemente pinta con los marcadores sobre el sello, rocía agua y sella.

2 – Luego de que se haya secado todo lo sellado, es hora de sellar con el polvo de embossing y el sello que corresponde a la forma delineada. Recuerda pasar la almohadilla antiestática para que no nos quede polvo por todos lados. Aplicamos tinta de embossing en el sello, sellamos sobre la forma acuarelada, aplicamos polvo, quitamos el exceso y pasamos la pistola de calor. Repetir hasta completar con todas las formas. (Sí, ya sé, las puse a trabajar)

TIP: si no contamos con sellos de capas, podemos usar un sello cualquiera, haciendo el efecto acuarela y luego dibujamos a mano con marcadores de dibujo negro. También puedes utilizar los marcadores con tinta de embossing para hacer la forma delineada.

3 – Cortamos la hoja con el fondo realizado del mismo tamaño que la tarjeta.

4 – Sujetamos con cinta washi el panel con el fondo sobre la tarjeta. Haremos una ventana con el troquel redondo: colocamos el troquel en el lugar elegido (puede ser al medio, más arriba, sobre un costado, como en mi caso…) y troquelamos ambas piezas juntas. Si tenemos una punch, lo más probable es que podamos hacer el círculo solo desde los bordes y de a una pieza por vez.

5 – El círculo que troquelamos en la base de la tarjeta nos permite ver al interior de la misma. Es en ese espacio que sellaremos nuestro sentimiento. En este caso es el que aparece en el sello de Lora Bailora “Pequeño Milagro” que dice “te estábamos esperando”. Sellamos con tinta de pigmento negra.

6 – Colocamos el pedazo de acetato sobre la ventana circular, cuidando de que la cubra toda. Tener especial cuidado si el círculo fue hecho sobre el borde, para que el acetato quede recto, continuando el borde. Pegamos con cinta de doble cara o algún pegamento que pegue acetato.

7 – Pegamos el panel con el fondo acuarelado sobre la tarjeta, teniendo especial cuidado en que lo troquelado coincida. Sobre el acetato colocar cinta de doble cara para que el panel se adhiera correctamente.

8 – Colocar hilo twine en el borde de la ventana circular.

9 – Sellar el koala del set de sellos “Siempre sale el sol”. Pintar y recortar. Pegar sobre la ventana, dejando que el mensaje se lea, con cinta bifaz de goma.

10 – Aplicar glossy accents en el impermeable y dejar secar hasta el otro día.

11 – ¡Terminamos la tarjeta! Solo nos queda hacer un sobre, escribir un lindo mensaje de bienvenida para el bebé y dársela a la mamá destinataria.

Espero que se animen a usar la técnica. A mí me encanta, y les da un aspecto diferente a los sellos.

Sigan transmitiendo amor.

Un abrazo,

Sil.

Publicado el Deja un comentario

Inspiración

Una de las preguntas o dudas más frecuentes es: de dónde salen las ideas? ¿Cómo se te ocurre un tema? ¿Cuáles son tus fuentes de inspiración para tu bullet journal, para hacer un álbum, una tarjeta o un proyecto?Las fuentes de inspiración son tan variadas como infinitas en un mundo donde ya casi todo lo vemos en Google, Pinterest, Instagram y Youtube.


En mi caso me inspiro en muy diversas fuentes, pero ideas nunca faltan:


1) Las redes sociales en general, en particular Pinterest e Instagram. Si ves algo que llama tu atención no dudes en darle like, hacer captura de pantalla o apretar el botón de guardar en Instagram para tenerlo registrado en tu tablero de favoritos. Así irás armando tu propio “mood board” que puede parecer que no tiene nada que ver entre sí, pero te aseguro que lo tiene. Eso que guardes en algún momento te va a servir, a veces meses más tarde de haberlo guardado. Y otra tantas veces no vas a “copiar” o inspirarte exactamente en una sola imagen que viste si no en la unión de varios proyectoa que llamaron tu atención. Pinterest es muy amigable e Instagram es muy dinámico con pequeños videos y explicaciones.

2) En la vida misma: a veces una idea o una tema para mil bullet journal viene de algo inesperado: una película que veo, un recuerdo, una canción que hace tiempo que no escuchaba, un papel hermoso que tenía guardado y ni me acordaba y de repente se me presenta como algo nuevo, la ilustración de un libro, etc. Este mes de agosto por ejemplo está basado en la temática patchwork. Por casualidad recordé una película que vi millones de veces “How to make an American quilt” que trataba del círculo de amistad de varias mujeres que años más tarde se siguen reuniendo a contar sus penas y alegrías, mientras cosen y bordan haciendo un gran colcha de patchwork para una chica que se va a casar. Esa película y un par de papeles que tenía olvidados me dieron la idea, leí algo más del tema y hasta me quedaron ganas de tomar un curso de bordado. Este patrón lo logré con muchas washi tapes, y con troqueles con un papel colorido y de varios patrones, muy similar al patchwork. La portada está hecha con washi tape pero podría ser modificada por restos de papel decorado (todos esos retazos que nos sobran por ahí). En este caso utilicé papales, recortes, stickers y precortados de Paige Evans; sus colecciones siempre tienen esta “onda” y son muy coloridas.

3) a veces la temática puede ser la “obvia”. Por ejemplo, si es marzo hacer todo relacionado a las hojas y al otoño, si es diciembre a la Navidad y si es enero relacionar todo a la playa y al calor. Otra veces nada tiene que ver. El tema por citar un ejemplo lo puede traer un color. Recuerdo un día que me puse a pensar en qué lindo era el mint (o verde agua como se llamaba cuando era chica) y cuantos materiales tenía de ese color así que ese mes todo fue en base a los materiales, papeles, stickers y washi que tenían en color mint… y quedó precioso!

En definitiva… no te comas mucha la cabeza….no lo pienses tanto. Las chances y las imágenes están ahí, más en la palma de tu mano imposible. No hay que buscar tanto sino saber encontrar. Luego dependerá de tu ánimo, de tu creatividad y de los materiales con los que cuentes para lograr un buen resultado. Pero la famosa frase “y qué hago en mi bullet o agenda o planner este mes porque no se me ocurre nada”…. eso no vas más!
A buscar en tus materiales, en las redes, mira a tu alrededor y por sobre todo, revisa los cajones en tu memoria. ¡Seguro que ahí hay inspiración de sobra!

Hasta la próxima
Bettina

Publicado el Deja un comentario

Tarjeta con mecanismo deslizante

¡Hola a todos!

Hoy les traigo esta tarjeta que es una maravilla. Y sí, no solo es por su estructura y cierre original, sino que está hecha con al hermosa colección de Lora Bailora, Abril… ¿Qué decirles de esta colección? Que la amo. Que es el reflejo en papel del amor, la belleza y la delicadeza. La paleta de colores, los estampados junto con toooooodos los complementos la hacen sumamente especial. Y por eso es que se merecía su uso en una tarjeta que pudiera reflejar todo eso.

Papeles y troqueles de la colección Abril de Lora Bailora.

Hablando de tarjeta, las que le traigo hoy tiene una estructura gatefold (de portón, podríamos decirlo en español, por la forma en la que se abre, con dos solapas) que queda cerrada mediante un mecanismo deslizante… ¡Parece re difícil escrito, pero les juro que no lo es! Vayamos a ver cómo la podemos hacer.

MATERIALES

– dos hojas de cardstock u opalinas tamaño A4 (o letter) en un gramaje de entre 270 y 300g/m²

– una hoja de cardstock u opalina de 180 g/m²

– dos o tres hojas de papel de scrap de 12 pulgadas o de un pad de 6*8 pulgadas

– troqueles de Abril de Lora Bailora: abecedario y ramitas

pegamento

tijeras

plegadora y bone folder

-regla y cutter

¡IMPORTANTE! Luego de que aprendas las estructura, podrás decorar la tarjeta a tu gusto con cualquier material que tengas por allí. ¿Qué te parece una tarjeta mixed media con distress oxide, stencils y pasta de relieve?

INSTRUCCIONES

1- De una de las hojas de opalina de 300g/m² cortamos una pieza que medirá: 11 pulgadas de largo por 5 ½ de alto o, en centímetros, 28 por 14 cm.

2- Procederemos a plegarla de la siguiente manera:

3 – Ahora, presta atención porque esto es sumamente importante para que la estructura deslizante funcione. Como observarás, las dos solapas se tocan (incluso se pueden superponer un poquito) en el centro cuando están cerradas. Lo que debemos hacer es cortarle un milímetro a la solapa derecha, de manera que quede un poquito de separación (a veces es más de un milímetro, pero lo ajustaremos después si el mecanismo no desliza correctamente)

4 – Para el mecanismo: cortamos 3 cuadrados de 4 pulgadas de lado, o 10 cm, de la opalina de 180g/m² y un cuadrado de la misma medida de la otra hoja de cartulina opalina más gruesa.

5 – Plegamos al medio por uno de los lados, dos de los cuadrados de 180. Es importante plegar aquí con la tabla de plegado o realizar la línea de plegado antes. Repasar el pliegue con la plegadora.

6 – Pegar estas dos partes plegadas sobre el tercer cuadrado de 180g/m² por uno de los lados con el pliegue HACIA EL CENTRO de manera que quede como una especie de “mariposa” (ver las imágenes)

8 – ¡Y la estructura ya está lista! Es hora de probarla. Desliza entre las “alas” de la mariposa de la estructura, las solapas de la tarjeta. Lo puedes hacer por la parte superior, introduciendo las solapas en las alas por los costados del cuadrado.

9 – Prueba que el cuadrado deslice hacia arriba y hacia abajo sin dificultad. Todavía falta agregar el papel de las solapas, pero ya tienes que ir probando…

10 – ¡A decorar! Aquí, tu imaginación es el límite. Puedes adaptar la tarjeta a la ocasión que quieras, con los materiales que cuentes. Si quieres seguir mis pasos, te dejo algunos datos más.

11 – Elige dos o tres hojas de papel de scrap para decorar. Si quieres hacer como en mi tarjeta, necesitarás una hoja de 12 pulgadas o dos iguales de 6 o 6*8 para así obtener:

– dos piezas de 5 ¼ pulgadas por 2 ½ (o 13,5 cm por 6,5cm) para las solapas.

– una pieza cuadrada de 3 ¾ pulgadas o 9,5cm de lado para el cuadrado principal

En este paso te recomiendo que pegues los papeles de la solapa y vuelvas a probar si la tarjeta desliza sin problemas. Si no es así, deberás sacar un “filito” de papel a la solapa derecha. (Entiéndase por FILITO menos de un milímetro; no te pases, o el cuadrado no se mantendrá en su lugar y se caerá, y ahí, deberás volver a cortar la base de la tarjeta)

12- Corta un cuadrado de 3 pulgadas de lado (7,5cm) de otro papel que combine con el anterior y corta un cuadrado de opalina blanca de 2 ¾ de lado o 7 cm para poner encima de este.

13 – Corta algunas ramitas con el troquel de ramas en papel estampado, y otras en blanco y píntalas con tintas. Corta, además, una letra de tu gusto con el troquel abecedario en el color que desees (en mi caso, fue blanco).

14 – El cuadrado más pequeño será rotado y usado como un diamante, procurando que quede bien centrado en el cuadrado mayor. Coloca las ramitas de una manera que te convenza (no te estreses mucho, porque seguro te está quedando divino) y sobre estas la letra troquelada. Juega con las alturas usando cinta bifaz de goma.

15 – Por último, estampa algún sentimiento de un sello con una tinta de embossing en una cartulina negra y coloca polvo de embossing blanco para resaltar el sentimiento.

Es maravillosa… ¿o no?

16 – Y terminamos… ¿Cómo la ven? Estoy segura que sus resultados serán hermosos y con los creativas que son, estarán dándole una vuelta de tuerca a todo para lograr hermosas tarjetas. ¡Estoy deseando ver sus creaciones!

Que tengan una hermosa semana. Abrazos virtuales,

Sil.

Publicado el Deja un comentario

Qué es el Bullet Journal ? Ordenar para crear

El bullet journal (bujo) es un método de organización personalizado que  tú mismo diagramas. Lo puedes usar como agenda, organizador, planner, diario personal, art journal, diario de viaje o como recaudador de memorias y/o fotos. En él puedes agendar tu día a día así como tus metas a corto y largo plazo.

Mediante los “trackers” que son seguidores y controladores de hábitos vas a mejorar tu productividad en el área que tú te propongas mejorar o revisar. Optimizas mejor tu tiempo ordenando tus tareas y tus objetivos y haciendo un seguimiento de ellos a mediano y largo plazo.

El bullet es además un punto de encuentro para tu creatividad. Puedes elegir organizaciones simples, minimalistas y limpias o puedes elegir decorarlo más, aplicar mucho lettering y dibujos (doodles), usar acuarelas, washi tapes, stickers, post it, fotos o lo que se te ocurra.

Este método requiere constancia y darte tiempo para “agarrarle la mano”. Te permite tener tu organizador a tu gusto y necesidad y adoptar hábitos más saludables y/o beneficiosos para tu día a día.
Te ayuda a APROVECHAR mejor tu tiempo y por lo tanto,  a aprovechar más tu vida.

Elementos básicos para empezar

 
 

Libetas en colores pastel para Bullet Journal disponibles en la tienda

Libreta

En teoría se puede utilizar cualquier cuaderno o libreta para hacer un journal pero en la práctica tener una libreta apropiada te llevará a mejores resultados. Lo ideal es que sean de tapa dura, de hoja punteada, tipo satinada y de un gramaje no menor a 90 a 110 gramos. Hay libretas de hasta 160 gramos. Cuanto más gruesa la hoja, más elementos podés usar en ella sin peligro de que “traspase” la página.

Te dejo link de unas libretas que puedes conseguir en la tienda on line de Origami. Por supuesto que hay muchas en el mercado. Siempre recomiendo comenzar por una libreta local, hecha en Uruguay y que no te requiera una alta inversión tomando en cuenta que a inicio no sabrás si te vas a familiarizar con el método o no te va a resultar. Date tiempo, es un método que requiere constancia y dedicación; date tiempo para “agarrarle” la mano

Otros implementos necesarios

Lápiz , goma y regla, tijera y pegamento en barra.

Un brush pen pequeño negro idealmente (ejemplo Tombow fudenosuke o similar)

Un rotulador negro, resistente al agua para que no tener riesgos de que se “corra” como los bolígrafos comunes o los de gel. Recuerda que en el bullet se escribe, se dibuja, se subraya.

Un corrector blanco o rotulador de gel blanco para detalles y para enmendar errores!!

En otros posteos en este blog te voy a seguir mostrando diferentes materiales y las distintas áreas del bullet journal como el código, el registro futuro, las portadas, las disposiciones semanales, las metas y los trackers, entre otras cosas

Está atento y anímate a probar!

Podes ver ideas o hacerme consultas en mi cuenta de Instagram @bnbujoandlettering

Gracias, y hasta la próxima!

Bettina

Publicado el Deja un comentario

Layout “Scrapeando”

Holis mundo! Soy Lady Nany y estoy aquí el día de hoy estrenando este espacio de inspiración con una propuesta de Layout. Si es tu primera vez frente a una pagina grande, no temas! Te juro que con este paso a paso lo vas a pasar de 10. ¿Que tal si empezamos?


Primero lo primero, lista de materiales (lo que no tengan intenten sustituirlo por otra cosa similar, y recuerden que siempre pueden dejar un comentario en el post para que responda sus dudas).

-Cartulina de scrap 12×12″ (30,5 x 30,5 cm) color rosa y blanca.
-Recortes de Paper Lover.
Tab punch.
Felpita Scrapeando (pueden sustituirlo por la maderita y si no tienen ningunas de las dos pueden usar alfabetos chipboard).
Die-cuts, pegatinas, puffy stickers y enamle dots.
– Acuarelas.
– 1 fotografía.
-Básicos: tijera, regla, lápiz, goma, foam y pegamento.


Primero, marcamos dos lineas con lápiz a 4″ y 8″ sobre la cartulina rosa. Luego cortamos una pieza de catulina blanca de 4″ x 12″ que usaremos para rellenar la pieza central del layout.


Seguimos con la selección de recortes de papeles de Paper Lover. Si no tienes recortes, anímate a cortar papeles ¡fueron creados para eso! Usaremos la herramienta Tab punch de wrmk para troquelar esos papelitos ¿Cuantos necesitaremos? Unos 60.


Aquí viene el primer momento divertido para mi, el momento de rellenar la tira de cartulina blanca con las pestañas de cartulina en linea de 3 tratando de intercalar los colores para que se vea bien colorida.


Fui cosiendo cada una de estas tiras con maquina a medida que las iba colocando pero este paso es opcional ya que no se ven del todo salvo que levantemos mucho las pestañas. Cuando lleguemos al medio en vez de hacer linea de 3, solo pondremos media pestaña en los extremos porque allí irá la foto y no es necesario rellenar.


Ahora nos toca cortar el excedente de las pestañas a los lados para que se vea estéticamente mas prolijo y pegaremos sobre las lineas a lápiz que habíamos realizado al principio. Pondremos pegamento sobre la tira dejando una distancia a los lados.


Cortaremos dos tiras de 1″ x 12″ de papel de scrap para poner a cada lado, distressando con el filo de la tijera para darle textura al papel. Luego podemos pasar por la maquina de coser para darle ese detalle de costura, pero si no tienes maquina no te preocupes, puedes dibujar el pespunte o dejarlo sin nada.


Llegó el momento de colocar la foto, lo haremos usando cinta o cuadraditos foam para darle volumen y que no se pierda entre las pestañas.


El segundo momento favorito de cualquier scrapera es este: el momento de decorar. Siéntete libre de elegir los elementos que mas se identifiquen con la foto o la idea en general de tu layout y agregarle un texto significativo. Usé la Felpita Scrapeando (que también esta en forma de maderita) y combiné die-cuts, pegatinas, puffy stickers y enamle dots de la colección. Prueba a pegar alguno con foam para darle volumen también.


¿Que tal si añadimos un toque de acuarela para hacer de esta memoria algo mas creativa? Usa los tres colores que predominen en los papeles que elegiste y asegúrate de cargar con bastante agua el pincel para que la salpicadura salga fácilmente. TIP: coloca una cartulina sobre la parte central para no mancharla.


Por ultimo, una vez que la acuarela seque, decora con los enamle dots y escribe la fecha y alguna reseña de este recuerdo. De esta forma ¡estás oficialmente introducida al mundo de los layouts!

¿Que te ha parecido este tutorial? Fácil? Difícil? Déjame un comentario para charlarlo.
Y no olvides compartir conmigo tu resultado, me encantaría ver como le has perdido el miedo a la hoja en blanco.

¡Hasta la próxima!
Lady Nany

Publicado el Deja un comentario

Tarjeta Muchisimas Gracias

Hola a todos, soy Silvana de Casa Magnolia y hoy les traigo este paso a paso para realizar una linda tarjeta de agradecimiento.


MATERIALES
-1 hoja blanca de cartulina A4 de 200g o superior (lo ideal seria 300g).
-1 hoja de papel decorado de la colección Paper Lover de Micaela Ferrero.
-1 pedacito de cartulina rosa o el color que elijan, para el troquel.
-Para el texto “POR TODO”:
•Opción 1: La hoja que tiene las teclas en el paper pad.
•Opción 2: los sellos de teclas de Paper Lover.
•Opción 3: un sello de abecedario cualquiera.
•Opción 4: Stickers o chipboards abecedario, enamel o foam no muy grandes.
•Opción 5: recorte de letras de revistas o diarios.
-Troquel “Muchísimas Gracias” de Micaela Ferrero:
•Opción: troquel “Gracias” o cualquiera de la opciones anteriormente mencionadas.
-1 pedacito de hilo de color.
Puffy stickers, die cuts o enamels para decorar.
-Si usas sellos puedes aplicar la técnica de embossing en caliente, te recomiendo los polvos de la linea sizzix.
-Elementos de corte y pegado a su agrado.
Cinta bifaz.
-Plegadora, regla, lápiz y goma.
Crop-a-dile.

INSTRUCCIONES:

1-Corta la base de la tarjeta a partir de un A4 (casi la mitad) 8″ de largo por 4 1/4″ de alto, o en centímetros 20 de largo x 11 de alto.

2- Pliega a:
-1 1/4″, 2 1/2″, 5 1/2″ y 6 3/4″ pulgadas.
-3, 6, 14 y 17 cm.


3- Corta el papel decorado elegido para el fondo en 5 piezas:
-4 de 1 1/8″ x 4 1/8″ (2,6 x 10,6 cm).
-1 de 2 7/8″ x 4 1/8 (7,6 x 10,6 cm).

4- Pega piezas de papel decorado cortadas en las partes A, C y E.


5- En las partes B y D haremos dos agujeros para pasar el hilo en medio de la pieza:
-Con Crop-a-Dile: el primer agujero a 1/4″ y el segundo a 1″ pulgada.
-Sin Crop-a-Dile: el primer agujero a 0,7 y a 2,5 cm.


6- Corta una pieza de la cartulina A4 de lo que nos sobró a:
-1 1/2″ de alto por 5 1/2″ de largo (pulgadas).
-3,5 cm de alto x 14 cm de largo.

7- Corta dicha pieza en forma de colina como se ve a continuación procurando que queden 2 cm de alto de cada lado.


8- Para pegar la colina debemos plegar las partes A y B y mantenerlas hacia abajo sobre la parte C, extendiendo las partes D y E. Pegar la colina procurando que el pegamento quede sobre A y E.


9- Para realizar el banderín “por todo” ya mencioné varias opciones. En la tarjeta rosa usé las teclas recortando la hoja de teclas del pad.
En la tarjeta amarilla, usé el sellos de teclas aplicando la técnica de embossing en caliente usando el color Blue Bell de Sizzix.

Si no cuentas con esta colección puedes realizar un banderín con piezas de 1,5 x 2 cm de alto y hacer las letras con un sello o stickers abecedario. También puedes pegar letras de un abecedario chipboard siempre y cuando las letras no sean muy grandes.

10- Pega las letras sobre el cordón o hilo twine acomodándolas para que queden a una mínima distancia armando dos hileras (una por cada palabra).

11- Coloca los hilos en los agujeros que habíamos hecho al principio, haciendo que las letras cuelguen (pero no demasiado) ya que quedarían atrás de la palabra troquelada. TIP: ayudarse de cinta bifaz para sujetar los hilos y acomodarlos.

12- Pega las dos piezas restantes de papel decorado sobre el lado por donde salen los hilos (atrás) para taparlos y que quede prolijo.

13- Troquela la palabra “Muchísimas Gracias” de Micaela Ferrero en un color que combine con el fondo. La palabra “Muchísimas” se pega como la colina, procurando que quede centrada alcanzando en inicio y fin a la parte A y E.

En el caso de no contar con el troquel, se puede optar por la palabra “Gracias” hecha con alfabeto chipboard de la colección que irá pegado sobre la colina. TIP: sácale pegamento con una almohadilla anti estática o talco y luego pégala sobre la colina, de esa forma a la parte sobresaliente no se le pegará nada.

14- En la parte de atrás agregaremos un espacio para escribir nuestro mensaje. Para ello cortaremos de la hoja A4 que estábamos usando, una tirita de 2 7/8″ (7,6 cm) de ancho por 8 1/4″ (21.2 cm) de largo y la plegaremos al medio por el lado largo a 4 1/8″ (10,6 cm).


15- Pegamos la tarjeta por el lado de atrás haciendo que se abra hacia arriba.

16- Agregamos puffy stickers, die-cuts o lo que queramos para decorar.

17- Por último escribimos un hermoso mensaje de agradecimiento, creamos un sobre bonito y mandamos!

Espero que estas instrucciones te sirvan para recrear esta tarjeta en cualquier momento. Si así lo haces ¡nos encantaría verla! Así que etiquétanos en las redes sociales si es que subes alguna foto. Hasta pronto!

SIL